En el corazón del AMV Camp con Audrey

IMG_8426

Desde el mes de febrero de 2019, el programa AMV Camp reúne y forma los colaboradores de American Vintage alrededor de valores comunes. Porque para progresar como empresa, se trata sobre todo de federar sus equipos. En cabeza de este nuevo programa de formación, Audrey Lankester nos ha hablado de su profesión y de los retos que la animan.

Para más información sobre el AMV Camp

¿El AMV Camp? ¿De qué se trata exactamente?

Dirijo un equipo de 15 apasionados de American Vintage que escuchan, contratan, integran y forman a los colaboradores. Lo que resulta importante de entender, es que más allá de querer crear un relevante equipo de contratación y formación, queremos desarrollar una base común en la que la historia, los valores humanos y el progreso social de la marca sean compartidos, respetados y ampliados. Esto se logra sobre todo escuchando: nuestros proyectos proceden muy a menudo de aquellos que se integran y que tienen una mirada nueva de American Vintage, o de aquellos que nos acompañan desde hace varios años y que tienen ideas para la marca.

¡Un programa increíble! ¿Cómo son sus días?

La semana siempre empieza por una reunión con los equipos “producto”, que tienen una experiencia de campo, en tienda y en showroom. Sus observaciones nos permiten corregir lo que puede serlo y siempre de aprender. El resto de la semana es diverso y animado: visitas de las tiendas, ciclos de contratación, medios sociales… Desarrollamos en particular nuestra comunicación LinkedIn, con vídeos muy concretos que muestran lo que hacemos a diario, en todos los puestos de trabajo.

¿Cuál es su visión de la empresa del futuro?

Opino que es importante abordar nuestras profesiones de forma más moderna. Actualmente trabajo en contenidos de formación accesibles en línea. Es mucho más sencillo que tener que organizar un taller de trabajo. También aliento nuestros colaboradores a compartir sus competencias entre ellos. Si uno de nosotros domina muy bien Excel por ejemplo, tendrá la posibilidad de transmitir sus conocimientos a aquellos que no se aclaran pero que quieren mejorar. Es gratis, crea vínculos y es beneficioso para todos.

¿Proyectos para el 2020?

Llevar al máximo los compromisos de American Vintage en materia de medio ambiente. Distribuir cantimploras, utilizar algodón ecológico… Esto es importante, y nos anima a todos, es el reto del futuro. Una empresa más comprometida en favor del planeta lo está necesariamente con sus empleados.